¿Te sientes como un animal herido y abandonado?

¿Te sientes como un animal herido y abandonado?

lobo-sentadoSiempre nos defraudan, ¿verdad? Algo no se cumple y nuestro mundo, tan controlado como lo teníamos, explota en tres mil pedazos.

 

Y nos da igual si tenemos trabajo (tan deseado en estos tiempos), buena salud, una familia espectacular, amigos que nos aprecian… Cuando no se cumplen las expectativas con nuestra pareja el universo no gira correctamente. Nos importa un comino todo lo bueno que tengamos, todo por lo que estar agradecidos, por lo que estar felices… ¡Qué frene que me bajo!

 

Nos han enseñado tantas cosas extrañas en nuestra infancia. ¿Qué porcentaje recuerdas de lo que estudiaste en primaria? ¿Y en la universidad? ¿Cuando fue la última vez que usaste una algoritmo en tu día a día? ¿Le has entregado a alguien un conjunto vacío? ¿Y una sinalefa? En cambio no nos enseñan nada sobre nuestras emociones y como gestionarlas.

 

Quizá ahora mismo no te sientas como un animal herido o, mucho peor, abandonado pero estoy seguro de que ya lo has pasado o lo sufrirás en el futuro. Somos animales desangrándonos por amor; llenos de rabia, dolor, culpa, vergüenza… La mayoría no sabemos gestionar una rotura de pareja. Las emociones son tantas y tan intensas que nos superan. Es cierto que en otras circunstancias, por ejemplo la muerte de un familiar, pueden ser más dolorosas pero nuestro ego prefiere divertirse con las amatorias. Sí, es un libertino insufrible.

 

A nuestro ego le gusta jugar, según el momento, con los roles de víctima y/o verdugo.

 

¡Dime qué quieres que haga y lo haré!

¡Nunca haces lo que te digo!

¿Qué será de ti sin mí?

¿Qué será de mí sin ti?

 

¿Te suenan? Seguro que conoces muchas más frases pronunciadas cuando la ruptura es inminente y la tensión un chicle que se masca sin placer.

 

Lo importante es aprender a lamerse las heridas. Tomar consciencia de que nuestra felicidad no depende de ese momento y nunca olvidar esta frase, nunca:

¡Esto también pasará!

 

Sí, es cierto que existen 5 fases (estoy seguro de que ya las conoces) que parecen ineludibles durante el proceso del duelo amoroso.

 

5-fases-duelo

 

Disculpas pero no hablaremos de ellas. En Internet puedes encontrar cientos de sitios donde las explican perfectamente.

 

Pero vayamos a lo relevante: Cómo llegar a la última fase, la aceptación, evitando en lo posible todo el largo y doloroso proceso.

 

¿Se puede hacer eso?, preguntarás. Pues qué quieres que te diga. No existen personas que se recuperan en menos que canta un gallo y otras llevan años arrastrando una gran bola de pena, resentimiento, odio, tristeza, miedo… Serán situaciones y circunstancias distintas, dirás. Posiblemente sí pero hay algo que las diferencia, de eso no tengo la menor duda. Una de ellas ya ha reconocido y aceptado sus emociones, de forma consciente o no, pero lo ha hecho. A tomado consciencia de ella misma, de su mundo interno y ha conocido la diferencia entre lo que es fuera y dentro, lo que es real de lo que no, lo que importa de lo que carece de valor, lo que quiere de lo que creía querer, lo urgente de lo importante, lo que es el amor de lo que es el miedo, lo que es te quiero de lo que es te amo

 

Cualquier persona que pueda hacer esto por ella misma habrá dado un gran paso para superar los baches que la vida le regale. Otras, en cambio, se ven incapaces y atrapadas en una de esas cinco fases. Quizá no sepa ni dónde está y mucho menos cómo salir de ahí. Necesitan una mano amiga. Yo las animo a pedir ayuda, no es ninguna vergüenza.

 

Ya sabes que si tienes una duda o algún comentario me puedes enviar un mail o llamar al móvil y estaré encantado de charlar contigo. Es más, te animo a que pinches sobre la imagen y descubras una oportunidad única que se esconde tras ella.

ayuda

 

Para rematar, una reflexión. ¿Has pensado alguna vez para que sirven las manos? Estarás de acuerdo conmigo en que su función principal es agarrar. Eso lo tiene todo el mundo claro. Pero, ¿nada más? ¿Podrías agarrar algo para siempre? ¿Podrías sujetarlo toda tu vida? Las manos también tienen una función muy importante; soltar; lo que no nos gusta, lo que no nos conviene o lo que no queremos. Y lo hacen porque es necesario, por nuestro bien, y en muchas ocasiones es imprescindible para evolucionar. Así qué… piénsalo.

 

El dolor es inevitable el sufrimiento es opcional.

 

Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *